CSS Drop Down Menu by PureCSSMenu.com

Biopolímeros

En esta sección podrás encontrar información relacionada con el campo de los biopolímeros, desde como obtenerlos hasta sus aplicaciones.

Para comenzar hablaremos de los biomateriales los cuales se definen según la Second Consensus conference on definitions in Biomaterials, Chester, UK, 1992  como “un material ideado para interactuar con los sistemas biológicos, para evaluar, tratar, aumentar o sustituir cualquier tejido, órgano o función del cuerpo”

Los polímeros comenzaron a ser utilizados con esta finalidad a mediados del siglo XX. Son empleados en el campo de la implantología médica, ya que presentan propiedades físicas, químicas y mecánicas cercanas a las de los tejidos vivos que en su mayor parte estan formados por polímeros naturales, como las proteínas y los polisacáridos. Además son de fácil procesamiento y pueden obtenerse por diversas formas.

Además de las propiedades y exigencias de cada material según su destino y aplicaciones particulares, éstos deben cumplir un número de requisistos que son comúnes a todos los biomateriales.

Biocompatibilidad: la habilidad de un material de actuar con una respuesta adecuada del tejido hospedero, en una aplicación específica.

Inerte: ser poco reactivos y poco solubles al estar dentro del cuerpo humano. (cerámicas, alumina, zirconio y aleaciones de metales CrCoMo y acero inoxidable). La reacción fisiológica que toma lugar en los alrededores de una prótesis de este tipo de materiales es la formación de capsulas de tejido fibroso.

Bioactivo: este tipo de materiales recibe una respuesta biológica específica en la interfase, formando enlaces químicos entre el material y el tejido que lo rodea. (cerámicos de fosfato de calcio).
Reabsorbibles: tienen la capacidad de ser compatibles con el tejido y de degradarse cierto tiempo después de ser implantados; dando lugar a productos no tóxicos y pueden ser eliminados o metabolizados pro el organismo. (Polimeros biodegradables y algunos cerámicos).

Atendiendo a su origen, los biomateriales pueden ser:

Naturales: son materiales complejos, heterogéneos y difícilmente caracterizables y procesables. Algunos ejemplos son el colágeno purificado, fibras proteicas (seda, lana ...), etc..

Sintéticos: Los biomateriales sintéticos pueden ser metales, cerámicas o polímeros y comúnmente se denominan materiales biomédicos, para diferenciarlos de los biomateriales de origen natural.

En el caso particular de los biomateriales poliméricos, aquellos que cumplan con las características antes descritas, se clasifican según el tiempo que deben mantener su funcionalidad cuando se aplican como  implantes quirúrgicos. 

En el primer grupo se incluyen todos aquellos implantes que deben tener un carácter permanente, como son los sistemas o dispositivos utilizados para sustituir parcial o totalmente a tejidos u órganos destruidos como consecuencia de una enfermedad o trauma.

En el segundo grupo, se incluyen los biomateriales degradables de aplicación temporal, es decir, aquellos que deben mantener una funcionalidad adecuada durante un periodo de tiempo limitado, ya que el organismo humano puede desarrollar mecanismos de curación y regeneración tisular para reparar la zona o el tejido afectado. 


Aquí puede ver algunas aplicaciones de estos biomateriales.


Actualmente se han dirigido diversas investigaciones debido a las propiedades de estos materiales en las cuales se han descubiertos varios usos como:


A.- Liberación Controlada de Fármacos