CSS Drop Down Menu by PureCSSMenu.com

9 de febrero de 2014

Hormigón polimérico

El hormigón polímero es una mezcla de agregados que usa algún tipo de epoxy para curar y endurecer en el lugar. Suele usarse una mezcla de epoxy normal, poliéster o ester vinilo, pero el hormigón polímero puede hacerse con muchas resinas poliméricas que permiten que el hormigón sea vertido o vibrado y luego endurezca. Se cura a través de una reacción química con el material polimérico. Como el hormigón tradicional, también tiene agua, arena y grava como ingredientes principales. o es en esencia una mezcla constituida por dos fases: una continua que es la resina y otra dispersa que es el árido.
El hormigón polimérico ofrece distintos beneficios dependiendo de la resina que se use para hacerlo. Las uniones acrílicas endurecen rápidamente y ofrecen resistencia al clima, mientras que las epoxis crea un material muy fuerte que se contrae muy bien mientras se cura. Las resinas furan pueden soportar altas temperaturas, y las resinas polureas puede reemplazar los fenoles y formaldehídos en muchos proyectos constructivos.
A continuación se expone un resumen de las principales propiedades de los diferentes productos obtenidos por polimeración (reacción de adición, sin liberación de productos secundarios).
Tabla Nº 1: Propiedades de los diferentes productos de hormigón polimérico.



El hormigón polimérico se usa para muchos tipos de proyectos especiales de construcción. Como otros tipos de hormigón, puede usarse para unir distintos componentes o para dar una base o estructura. El material es usado en construcciones industriales o eléctricas donde se necesita un hormigón que dure mucho tiempo y que sea resistente a distintos tipos de corrosión.
Los compuestos de hormigón polímero generalmente son clasificados por su tecnología de fabricación en los tres tipos siguientes :
1. Mortero polímero modificado (PMM) y hormigón polímero modificado (PMC).
2. Mortero polímero (PM) y hormigón polímero (PC).
3. Mortero polímero impregnado (PIM) y hormigón polímero impregnado (PIC).

Las ventajas generales de los hormigones poliméricos son:
• Alta estabilidad dimensional. En condiciones normales y expuestos a la acción de líquidos.
• Rapidez en el endurecimiento.
• Alta rigidez estática y dinámica.
• Facilidad de fabricación en formas complicadas sin necesidad de mecanizado.
• Bajos coeficientes de dilatación y conductividad térmica.
• Buenas propiedades mecánicas.
• Muy elevada resistencia a la tracción / compresión.
• Muy buena adherencia.
• Curva carga deformación del tipo usual en hormigones.
• Capacidad de poder diseñarse materiales “a medida”.
• Coste razonable.
• Es posible preparar piezas de espesores inferiores a 20mm, no teniendo que estar las piezas más de 30 minutos en los moldes. En 12 minutos se suele adquirir el 50% de la resistencia, a las 3 horas el 90% y el 100% a las 24 horas.
• Aunque la densidad del hormigón polímero es parecida a la del hormigón normal, los productos obtenidos son mucho más ligeros debido a sus menores espesores, lo que supone un menor coste de transporte y menor peso.
• Gran capacidad dieléctrica.
• Buena absorción de vibraciones.
• Facilidad para dar color a la masa.
• Gran resistencia al impacto.

El hormigón polímero en el diseño estructural
No existe aún un código establecido de diseño estructural, por lo tanto hasta el momento se tendrá que seguir la metodología del hormigón armado.
A continuación se indican una serie de principios a tener en cuenta en el cálculo de hormigones estructurales poliméricos.
• No utilizar el hormigón poliméricos en estructuras sin algún tipo de armado. Aunque tenga resistencia a la tracción
• Para armarlos se pueden utilizar barras y redondos de acero o fibra de vidrio

Hormigón polímero  Vs hormigón normal en el diseño estructural
El hormigón normal utilizado en construcción, presenta una serie de inconvenientes como son la durabilidad, corrosión de las armaduras, elevado peso, poca adherencia a las armaduras y anisotropía, en el sentido de que tiene una buena resistencia a compresión y una baja resistencia a tracción.
Con el hormigón normal utilizado en construcción, presenta una serie de inconvenientes como son la durabilidad, corrosión de las armaduras, elevado peso, poca adherencia a las armaduras y anisotropía en el sentido de que tiene una buena resistencia a compresión y una baja resistencia a tracción.
Con el hormigón polímero presenta una gran adherencia a las armaduras y tiene una gran durabilidad, por lo que esto supone una excelente protección contra la corrosión de las armaduras y una posibilidad de conseguir secciones de mucho menos peso.
La elevada adherencia le permite utilizar aceros con un mayor límite elástico, 500 kg/cm2 en el hormigón convencional y hasta 15.000 Kgr/cm2 en el polimérico.

Principales utilidades del hormigón polímero
1. Industria
a. Drenaje exterior para pluviales: canales
b. Drenaje interior para limpieza de procesos
c. Ventilación inferior
d. Bancadas de motores o de máquinas-herramienta
e. Zócalos
f. Sistema de protección antiderrame de productos químicos
g. Protección de estructuras de hormigón armado dañadas con piezas
especiales
h. Posibilidad de utilización como pavimentos
i. Conducción de servicios
2. Alta, media y baja tensión
a. Aislante
3. Obra civil y pública
a. Drenaje interior
b. Drenaje interior
4. Carreteras y autopistas
a. Drenaje
b. Pasos de fauna
c. Conducción de servicios
5. Ferrocarril
a. Elementos de ventilación
b. Drenaje
c. Traviesas
6. Depuración


No hay comentarios:

Publicar un comentario